Logo de la empresa

CastroBikes BTT

Redacción revista eSmás | revista eSmás Vilagarcía Nº30 - Otoño 2020

Historia y situación actual del club CastroBikes BTT.
CastroBikes BTT

El Club CastroBikes de Vilagarcía de Arousa nació en el 2013 como una iniciativa de un grupo de amigos con gran pasión por el ciclismo de montaña. Lo que empezó siendo una quedada para salir de ruta se acabó convirtiendo en un club federado que, a día de hoy, cuenta con más de 50 socios en sus filas.

 

 

La gran mayoría de los miembros del club son veteranos que disfrutan de la montaña gracias al deporte y a la buena compañía. Sin embargo, el club también cuenta con jóvenes promesas del BBT que compiten incluso a nivel regional. Es el caso del joven Marcos de 16 años, que compite como cadete en las pruebas de BBT más importantes de Galicia.

 

El Club Castrobikes, organizadores de eventos deportivos de éxito

 

El Club Castrobikes se ha convertido en todo un referente de nuestra provincia gracias a los distintos eventos y competiciones organizadas a lo largo de estos siete años. La BTT Xiabre reunió el año pasado a más de 300 ciclistas dispuestos a disfrutar de las pistas y trialeras que se distribuyen por toda la superficie del monte Xiabre.

 

Además, el año pasado su primera edición de la Andaina por Xiabre en favor de la lucha contra el cáncer de mama metastásico fue todo un éxito. Más de 800 personas se concentraron en Castrogudín para emprender una ruta de 7 kilómetros que sirvió para recaudar mucho dinero para las entidades sin ánimo de lucro que apoyan la causa.

 

Este verano de 2020 venía cargado de grandes restos para el Club CastroBikes. Tenían previsto organizar la segunda edición de la andaina y ya estaban inscritos para participar en una prueba federada del Campeonato Gallego de Enduro. Sin embargo, la pandemia frustró todas sus opciones de organizar cualquier evento.

 

Un año sin actividades de club por el coronavirus

 

Por responsabilidad y siguiendo con las instrucciones marcadas por Sanidad, CastroBikes suspendió cualquier actividad desarrollada a nivel de club. En pequeños grupos y a título individual, algunos miembros siguen practicando el ciclismo de montaña, pero muy lejos quedaron esas largas rutas que cada año organizaban por Ribeira y el Ulla. Ahora, solo cabe esperar que la situación mejore y el año que viene puedan continuar con todos los proyectos que quedaron aplazados. “Solo queremos volver a la normalidad. Nuestro objetivo como club es pasarlo bien, hacer deporte y disfrutar de la buena compañía” indicaba el presidente del club, Miguel Ángel Casal.

 

El máximo mandatario ha querido agradecer también todo el apoyo del ayuntamiento, por cederles el uso de la escuela de Castrogudín como sede del club, y de las Comunidades de Montes en las zonas de Bamio, Saiar, Trabanca o Guillán. “Son las que nos dan permiso para atravesar los montes y nos marcan las zonas por las que podemos transitar, sin su apoyo no podríamos hacer nada”, sentenciaba Miguel Ángel Casal.

 

 

 

Anunciantes de la actual edición de la revista eSmás:

Scroll to Top